Por Daisuke Nomoto, Director Global de Renta Variable Japonesa. Julio 2021
 

Tokio ha dado el pistoletazo de salida a los Juegos Olímpicos este pasado mes de julio, por lo que todas las miradas están puestas este verano en Japón.

Además de las Olimpiadas, la reapertura del comercio ha seguido copando los titulares. Este ha sido un tema candente en los mercados de todo el mundo, aunque las regiones están operando la reapertura de sus economías a diferentes velocidades. Dado el retraso en su programa de vacunación, Japón ha registrado una rentabilidad inferior a la de sus homólogos mundiales desde principios de año, si bien cabe esperar que acorte distancias con la aceleración del despliegue de las vacunas a escala nacional. Asimismo, el sentimiento se verá respaldado por la mejora de las revisiones de beneficios, el repunte de las commodities y el latente auge del gasto de capital.

A largo plazo, seguimos considerando que la renta variable japonesa dispone de una posición única para sacar partido tanto de los catalizadores cíclicos como de los catalizadores estructurales a valoraciones atractivas.

Aceleración de la campaña de vacunación

Por lo que respecta a la pandemia del coronavirus, Japón cuenta con una de las tasas de mortalidad más bajas del mundo. El gráfico 1 muestra que la tasa de mortalidad de Japón es significativamente inferior a la de otras regiones, lo que pone de relieve la eficacia del país a la hora de gestionar una pandemia. De hecho, el número total de fallecimientos en Japón en 2020 es más bajo que el registrado en 2019, lo que demuestra la contundencia de las medidas de contención adoptadas.

Gráfico 1: Tasa de mortalidad por COVID-19 (por cada 100.000 habitantes)

Debido en parte a este éxito, la tasa de vacunación en Japón es más baja que la de otros grandes países, aunque la administración de vacunas comenzó a repuntar de forma notoria en mayo (gráfico 2).

Gráfico 2: Vacunas diarias como porcentaje de la población

Hemos sido testigos de una positiva correlación entre el ritmo de vacunación y la rentabilidad del mercado de renta variable a escala mundial. Dado que la tasa de vacunación en Japón ha superado recientemente el umbral del 10%, consideramos que esto ayudará a acortar distancias con Estados Unidos y Europa. Si el programa de vacunación logra cumplir el objetivo del gobierno de un millón de dosis diarias, Japón debería poder lograr la inmunidad colectiva en el transcurso de este año, lo que podría descontarse en el mercado de renta variable más pronto que tarde.

La acumulación de ahorros representa un catalizador positivo para la economía nacional

Conforme se levantan los confinamientos en todo el mundo, creemos que las tendencias positivas en la actividad económica se incrementarán. Esto se verá respaldado por los ahorros acumulados durante los prolongados cierres, así como por las extraordinarias medidas de estímulo adoptadas por los gobiernos de todo el planeta. Los hogares japoneses han postergado sus decisiones de gasto durante la pandemia, lo que se ha traducido en un nuevo repunte de los activos financieros de los hogares hasta los 17 billones de USD[1]. Además de los ahorros acumulados, la retribución de los asalariados ha retornado a sus niveles precoronavirus, lo que impulsará el consumo. Dado este favorable entorno, cabe esperar que la economía nacional alcance realmente su velocidad de crucero cuando se utilicen los ahorros acumulados conforme la economía prosigue con su reapertura.

Japón, beneficiario clave de la recuperación mundial

Puesto que la sensibilidad de Japón al ciclo mundial es superior a la de la mayoría de los países, la economía nipona debería beneficiarse considerablemente de la sincronizada recuperación mundial en 2021 —dada la expectativa de que el crecimiento de los beneficios de las empresas japonesas repuntará—. Tres sectores dominan más del 50% del índice MSCI Japan: el sector industrial, las tecnologías de la información y el consumo discrecional (con una enorme representación del sector de la automoción). Esto significa que la composición del índice permite a los inversores obtener rentabilidades superiores cuando el crecimiento mundial comienza a mejorar. Desde una perspectiva de estilo, la ponderación de los títulos infravalorados («value») en Japón casi duplica el dato mundial, siendo Japón el mercado más rentable durante los repuntes mundiales de estilo «value» desde 2010. Por lo tanto, cabe esperar que el entorno actual ofrezca a los inversores una atractiva relación riesgo-rentabilidad.

Descubrir las «joyas ocultas» en el universo de inversión japonés

Desde nuestro punto de vista, los inversores internacionales suelen ignorar el mercado japonés (debido en parte al deslucido crecimiento económico y al envejecimiento de la población del país), pese a que ofrece un amplio universo de inversión de compañías de elevada calidad con un crecimiento sostenible de los beneficios. Consideramos que son precisamente esas franquicias dominantes de alta calidad las que pueden generar un sólido y continuo crecimiento de los beneficios sin tener que recurrir al apalancamiento o depender de las condiciones macroeconómicas. Con frecuencia, estas compañías incorporan una combinación de innovación, disrupción, expansión internacional y un especial hincapié en la rentabilidad del capital invertido.

Dado nuestro énfasis en la innovación, nos esforzamos por identificar las compañías con tecnologías punteras, un robusto poder de marca y modelos de negocio únicos. El universo de inversión japonés está plagado de este tipo de compañías que poseen una cuota de mercado dominante en sectores impulsados por el crecimiento secular: tecnología de automatización industrial, equipos médicos y productos de semiconductores, por citar solo unos cuantos ejemplos. Seguimos identificando compañías en los siguientes ámbitos, en los que detectamos oportunidades estructurales a largo plazo:

  • Automatización y robótica: Dada la posición de liderazgo de Japón en tecnología robótica y de automatización a nivel internacional, esperamos que el envejecimiento de la población mundial respalde las tendencias en automatización, tecnologías a distancia y digitalización de la infraestructura social, lo que representa un catalizador estructural positivo para determinadas compañías, como Keyence, Fanuc y Yaskawa. Puesto que la automatización implica reducir los recursos humanos en puestos de trabajo físicos, esto mejora la productividad y la rentabilidad de las operaciones básicas de las compañías.
  • Sólidas marcas de consumo: Por lo que respecta al consumo, las marcas japonesas tienen al alcance de la mano un vasto mercado con una robusta demanda en todo el continente asiático, además de ser las principales beneficiarias del auge de la clase media en la región (que dispone de una mayor renta disponible). Podemos obtener exposición a estos mercados invirtiendo en compañías niponas de calidad (Toyota, Sony y Shiseido), cuyos productos gozan de enorme popularidad debido a su énfasis en la calidad y la innovación.
  • Revolución del software: En fechas recientes, Japón ha hecho un mayor hincapié en la utilización de soluciones de software innovadoras, dado que algunas economías occidentales, como Estados Unidos y el Reino Unido, van por delante en términos de adoptación de tecnología de informática en la nube y digitalización. La adopción de dicha tecnología puede ayudar a transformar y mejorar el entorno económico y corporativo japonés, ya que contribuiría a aliviar la escasez de mano de obra, impulsar la productividad y el crecimiento económico, al tiempo que también mejoraría la competitividad y la rentabilidad de las compañías. Conforme continúa el programa de vacunación, esperamos que esto proporcione muchas oportunidades de inversión a largo plazo en ámbitos como el comercio electrónico, el software empresarial basado en la nube y las soluciones de pago sin efectivo (entre los principales beneficiarios se encuentran Z Holdings, Freee y GMO Payment Gateway).

Reforma del gobierno corporativo

La reforma del gobierno corporativo en Japón ha dado un importante paso hacia delante con la publicación de la propuesta de revisión del Código de Gobierno Corporativo y las Directrices para la Participación Activa de Inversores y Compañías de Japón. La propuesta representa un nuevo avance hacia la transformación de la estructura corporativa de las compañías japonesas. Entre los aspectos principales de las revisiones propuestas se incluyen el fomento de la independencia y la diversidad de los consejos de administración, el énfasis en los asuntos ASG (ambientales, sociales y de gobierno corporativo) y la mejora de la política de gestión del capital.

Conforme las compañías niponas aumentan sistemáticamente los dividendos y las recompras de acciones a raíz de la positiva reforma del gobierno corporativo, consideramos que se reanudará la tendencia a distribuir el exceso de capital entre los accionistas e invertir capital para el crecimiento futuro (y esto debería contribuir significativamente al incremento de la rentabilidad sobre los recursos propios).

 

 

Información importante: Exclusivamente para uso de inversores profesionales y/o cualificados (no debe entregarse a clientes particulares ni emplearse con ellos). Este documento contiene información publicitaria. Este documento se ofrece exclusivamente con fines informativos y no debe considerarse representativo de ninguna inversión en particular. No debe interpretarse ni como una oferta o una invitación para la compraventa de cualquier título u otro instrumento financiero, ni para prestar asesoramiento o servicios de inversión. Invertir implica un riesgo, incluyendo el riesgo de pérdida de capital. Su capital está sujeto a riesgos.  El riesgo de mercado puede afectar a un emisor, un sector económico o una industria en concreto o al mercado en su conjunto. El valor de las inversiones no está garantizado y, por lo tanto, los inversores podrían no recuperar el importe inicialmente invertido. La inversión internacional conlleva ciertos riesgos y volatilidad por la posible inestabilidad política, económica o cambiaria, así como por las diferentes normas financieras y contables. Los valores que se incluyen aquí obedecen exclusivamente a fines ilustrativos, están sujetos a cambios y no deben interpretarse como una recomendación de compra o venta. Los valores que se mencionan pueden o no resultar rentables. Las opiniones se expresan en la fecha indicada, pueden verse alteradas con arreglo a la evolución de la coyuntura del mercado u otras condiciones y pueden diferir de las opiniones ofrecidas por otras entidades asociadas o afiliadas de Columbia Threadneedle Investments (Columbia Threadneedle). Las decisiones de inversión o las inversiones efectivamente realizadas por Columbia Threadneedle y sus filiales, ya sea por cuenta propia o en nombre de los clientes, podrían no reflejar necesariamente las opiniones expresadas. Esta información no tiene como finalidad prestar asesoramiento de inversión y no tiene en cuenta las circunstancias específicas de los inversores. Las decisiones de inversión deben adoptarse siempre en función de las necesidades financieras, los objetivos, las metas, el horizonte temporal y la tolerancia al riesgo del inversor en cuestión. Las clases de activos descritas podrían no resultar adecuadas para todos los inversores. La rentabilidad histórica no garantiza los resultados futuros y ninguna previsión debe considerarse garantía de rentabilidad. La información y las opiniones proporcionadas por terceros han sido recabadas de fuentes consideradas fidedignas, aunque no se puede garantizar ni su exactitud ni su integridad. Ni este documento ni su contenido han sido revisados por ninguna autoridad reguladora.

Publicado por Threadneedle Management Luxembourg S.A. Sociedad inscrita en el Registro Mercantil de Luxemburgo (R.C.S.) con el número B 110242, 44, rue de la Vallée, L-2661 Luxemburgo, Gran Ducado de Luxemburgo.

Columbia Threadneedle Investments es el nombre comercial global del grupo de sociedades Columbia y Threadneedle.

 

[1] Banco de Japón. Flujo de fondos durante el primer trimestre de 2021.