Openbank
Openbank
Última hora de los efectos del coronavirus en los mercados

Última hora de los efectos del coronavirus en los mercados

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

Seguimos a tu lado, informándote de cómo vemos la situación actual y el efecto del coronavirus en los mercados.

Las últimas sesiones de mercado han tenido una clara tendencia positiva. Los principales índices han subido y la volatilidad se ha normalizado. Esto nos ha permitido recuperar terreno en todas las estrategias.

¿Qué podemos esperar de ahora en adelante?

Analizando el hoy, recurrimos a las 3 claves que llevamos monitorizando desde el principio de esta crisis:

1.- Acciones monetarias de los bancos centrales

Esta clave parece atada y bien atada, incluso si hacen falta más medidas. Está contribuyendo a una estabilidad y recuperación importante en el mercado de renta fija.

2.- Acciones fiscales de los gobiernos

Siguen anunciándose y ejecutándose medidas de estímulo. La última vino de Japón el martes, apuntándose a la lista de paquetes trillonarios (billón en España) que ya han lanzado otros países.

3.- Contención del virus

Sobre esta clave ha estado enfocado el mercado estos días. La reducción en los datos de nuevos contagios en Europa (Italia y España, principalmente), también en EE.UU., han hecho que los mercados vean algo más cerca el final y hayan vuelto las compras. Además, esos buenos datos han cambiado de manera notable el discurso y el tono: ahora el tema central no es ya la contención del virus sino cómo y cuándo llevar a cabo el levantamiento de las medidas de confinamiento. Ya estamos viendo ejemplos de esto en Europa.

Por tanto, las 2 primeras claves siguen siendo sólidas, y gracias a la tercera, seguramente la más importante, hemos visto reacciones positivas.

Sobre esta base, y si seguimos viendo signos de mejora, mantenemos nuestra confianza en una recuperación. Esta comenzaría a finales del segundo trimestre y se consolidaría en el tercero. En este escenario, como comentamos en nuestro anterior Flash de Mercados, el crédito (bonos de empresas, tanto de calidad Investment Grade como High Yield) es un claro ganador, más aun teniendo en cuenta el gran castigo que ha sufrido y los estímulos monetarios que se están aplicando.

Entonces, ¿todo va a ir bien?

Existe un claro enemigo contra esta visión de mercado que compartimos, contra su aplicación en nuestras estrategias y contra el análisis que hacemos del hoy: el sentimiento inversor.

Este concepto, que normalmente es lo que lleva a los inversores a tomar decisiones en sus carteras, es un esclavo del pasado más reciente y no una bola de cristal que nos permita ver el futuro.

Por tanto, las decisiones de inversión tomadas sobre una percepción subjetiva de si es buen momento para invertir, si es buen momento para seguir invertido, son lideradas por lo que ha pasado hasta ahora y no por lo que pasará en el futuro.

En esta crisis se ha dado en los mercados financieros casi el mismo movimiento en precios de un año entero, en tan solo una semana.

Y esa semana ya ha pasado.

Hoy, la volatilidad (como hemos repetido en estas semanas, el miedo) está bajando, las valoraciones se van ajustando (por partes y de forma más lenta de lo que nos gustaría), de 3 claves objetivas y racionales, 2 están muy apuntaladas.

Por tanto, ¿estamos mejor que ayer? Creemos que sí.

No miremos para atrás para tomar decisiones sobre el futuro.

Recuerda que puedes hacer el seguimiento de tu cartera desde la app y web o, si lo prefieres, puedes llamar a nuestros especialistas en inversiones que están informados en todo momento de la situación del mercado y de las decisiones de nuestro comité de inversiones, en el 91 177 33 16, de lunes a viernes de 8:00 a 20:00h.

Para más información sobre nuestras estrategias y rentabilidad, haz clic en el siguiente enlace.

La información y opiniones de la presente comunicación tienen carácter informativo y publicitario sin intención de influir en cualquier decisión comercial y no representan una recomendación personalizada de inversión ni de asesoramiento, dado que no se ha tenido en cuenta la situación financiera, los objetivos de inversión u otras necesidades personales de ningún inversor en particular y no constituyen ni pueden interpretarse como una oferta, invitación o incitación para la venta, compra o suscripción de valores, productos o servicios financieros, ni su contenido constituirá base de ningún contrato, compromiso o decisión de cualquier tipo. Su finalidad es mantener informados a los clientes de Open Bank, S.A. sobre noticias o información correspondiente a los mercados financieros y por tanto los destinatarios de la presente comunicación deben consultar con sus propios asesores legales, fiscales o de cualquier otro tipo sobre las implicaciones de invertir en cualquiera de los productos o activos, que en su caso, se mencionen en la comunicación.
 
La información incluida en esta comunicación ha sido elaborada por el Comité de inversiones de Openbank, basándose, en algunos casos, en la información proporcionada por BlackRock® y Santander Asset Managment, SGIIC, S.A., como parte de los servicios que BlackRock® presta al Comité de inversiones de Openbank. Santander Asset Managment, SGIIC, S.A. y BlackRock® no se responsabilizan, ni garantizan el uso de estos datos por parte del Comité de inversiones de Openbank. Asimismo, la información puede proceder de fuentes públicas como privadas consideradas fiables, pero esto no supone una declaración o garantía explícita o implícita de su exactitud o integridad por lo que Open Bank, S.A. no acepta ninguna responsabilidad derivada del uso de la información contenida en este documento, el cual se dirige únicamente a los receptores previstos y no podrá ser reproducido, distribuido ni publicado por su receptor para ningún propósito. Open Bank, S.A. podría facilitar actualizaciones sobre esta comunicación, pero en ningún caso está obligado a hacerlo por lo que ninguna persona que tenga conocimiento de la información contenida en esta documentación puede considerarla como definitiva, dado que tiene vigencia solo para la fecha de la misma y podría estar sujeta a cambios, aclaraciones o sustituciones. Las decisiones que los clientes adopten en base a esta información y los resultado de las inversiones realizadas no serán responsabilidad de Open Bank, S.A. Asimismo, Open Bank, S.A. tampoco será responsable, en ningún caso, por las pérdidas, daños, sanciones o cualquier otro perjuicio que pudiera derivarse, directa o indirectamente, del uso de la información de la presente comunicación o de su contenido por inversores en Estados Unidos de América, Reino Unido, Japón y Canadá.
 
Las rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras. Nada de lo aquí contenido constituye una representación o garantía en cuanto a rendimientos futuros. Toda inversión en los mercados financieros lleva un riesgo asociado que debe ser valorado antes de realizar cualquier inversión. Entre los riesgos, cabe mencionar, a título enunciativo pero no limitativo, riesgo de mercado, de crédito, de emisor y contrapartida, de cambio, de moneda por fluctuaciones de valor e incluso la pérdida del capital invertido. En el caso de que la información relativa a un producto, activo, servicio de inversión o índice financiero se indique en una divisa diferente a la del inversor, se advierte que podrían producirse posibles incrementos o disminuciones del rendimiento en función de cualquier fluctuación en el tipo de cambio que pudiera producirse.
 
Si en el futuro no deseas recibir esta comunicación, escribe a bajanewsletterinversiones@openbank.es y si no deseas recibir más comunicaciones comerciales por e-mail escribe a sinpublicidad@openbank.es Si necesitas contactar con Openbank no contestes a esta dirección automática, reenvía tu consulta a ayuda@openbank.es.
0 ComentariosSé el primero en comentar
User