Fidelity International
Fidelity International
Fidelity: Votación del acuerdo del Brexit - La salida sin acuerdo llama a la puerta

Fidelity: Votación del acuerdo del Brexit - La salida sin acuerdo llama a la puerta

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

El acuerdo del Brexit de la primera ministra británica Theresa May fue rechazado por una diferencia de 230 votos en la Cámara de los Comunes. La derrota fue más contundente de lo previsto y deja a May tres días para ofrecer un plan alternativo. La situación política sigue siendo incierta. Entre los posibles escenarios, cabe citar una prórroga del Artículo 50, una salida desordenada de la Unión Europea sin acuerdo, o las dos. El líder laborista Jeremy Corbyn presentó una moción de censura contra el gobierno que se debatirá en el parlamento el miércoles.

Todo apuntaba a que el gobierno británico perdería la votación y algunos comentaristas esperaban, como finalmente sucedió, que May sufriera la peor derrota jamás cosechada por un gobierno en la Cámara de los Comunes, superior a los 166 votos con que fue derrotado Ramsay MacDonald en 1924. La Sra. May ha indicado que tratará de renegociar con la UE. Las conversaciones tendrán que ser aceleradas: solo cuenta con tres días laborables para presentar un acuerdo revisado al parlamento y la magnitud de su derrota debilita su poder de negociación.

La situación se aclarará algo cuando se presente el plan B al parlamento la próxima semana. Si se consiguen arrancar concesiones significativas a la UE, sobre todo en relación con el denominado backstop o mecanismo de protección para Irlanda, el acuerdo revisado podría convencer a un número suficiente de diputados, pero la magnitud de la derrota en la tarde de ayer hace que sea una posibilidad remota.

El reloj está corriendo para el Artículo 50, que, de no prorrogarse, provocará que el Reino Unido salga de la UE sin un acuerdo el 29 de marzo. Sigue habiendo todavía muchos escenarios posibles tras la votación de ayer, como una prórroga del Artículo 50, un Brexit sin acuerdo, unas elecciones generales o un segundo referéndum.

A continuación figuran declaraciones de Leigh Himsworth, Gestor de fondos de renta variable:

“Dejando de lado mis creencias políticas, mi opinión personal es que la única razón por la que se recurriría al Artículo 50 es para apostar por una salida sin acuerdo, pero deja más tiempo para los preparativos. Por ejemplo, todavía tienen que aprobarse leyes para una situación sin acuerdo. En este escenario, se necesitan todavía alrededor de 1.000 instrumentos legislativos: para que los aviones sobrevuelen otros territorios, para los seguros de los vehículos, para que los nacionales de la UE puedan quedarse físicamente, para el movimiento de ganado, etc. Desde mi punto de vista, el desenlace más probable es una prórroga del Artículo 50 seguida de una ausencia de acuerdo al final del plazo máximo, que expira el 2 de junio.

En última instancia, el debate gira en torno a cómo consigue el Reino Unido una salida completa de la UE. Puede ser una salida a las bravas y sin acuerdo o bien un proceso que puede durar muchos años. Cada alternativa tiene sus pros y sus contras: la salida a las bravas podría ser muy perturbadora, pero permite saber con certeza a qué se enfrenta el Reino Unido y negociar posteriormente los acuerdos comerciales, el movimiento de personas, etc. Eso podría provocar una caída inmediata de la libra esterlina, pero posteriormente la moneda rebotaría ante el rápido ajuste al que se verían abocadas las empresas. La segunda opción —un proceso de salida dilatado— podría dejar una libra más fuerte al principio, pero prolongaría la incertidumbre, lo que provocaría un descenso de la inversión y dudas sobre la capacidad del sector empresarial para hacer planes a más largo plazo”.

Información importante


El presente documento está dirigido exclusivamente al inversor profesional y se prohíbe su reproducción y divulgación sin autorización previa. En ningún caso puede dirigirse al público. A no ser que se establezca lo contrario, todas las opiniones recogidas son las de la organización Fidelity. La presente comunicación no está dirigida a personas residentes en los Estados Unidos. Está dirigida únicamente a personas residentes en jurisdicciones en las cuales los fondos en cuestión estén autorizados para ser distribuidos o donde no se requiera la autorización y registro de los mismos.

FIL Limited y sus respectivas subsidiarias forman la compañía gestora que se conoce como Fidelity International. El valor de las inversiones y su rentabilidad pueden fluctuar como consecuencia de variaciones en los mercados de valores y monetarios y los inversores pueden no recuperar el importe invertido. Las referencias en este documento a valores específicos no deben ser consideradas como una recomendación de compra o venta de los mismos, y se incluyen únicamente a título ilustrativo. Los inversores deben tener en cuenta que todas las opiniones expresadas pueden haber dejado de tener vigencia y Fidelity puede haber actuado ya en en consecuencia. Los informes y análisis usados en esta documentación son recogidos por Fidelity para su uso como gestora de inversiones y puede que ya haya actuado en base a ellos para sus propios fines.

Fidelity, Fidelity International, el logotipo de Fidelity International y el símbolo F son marcas de FIL Limited. Fidelity únicamente ofrece información acerca de sus propios productos y servicios y no facilita asesoramiento sobre inversiones basado en circunstancias individuales. Emitido por FIL (Luxembourg) SA, autorizado y supervisado por la CSSF (Commission de Surveillance du Secteur Financier).

CSS2378

0 ComentariosSé el primero en comentar
User