Alex Fuste economista jefe de Andbank analiza la reunion del BCE

Les adjunto nuestra valoración de las medidas anunciadas por el BCE (tras comentar con nuestra 'ECB watcher' Marian Fernández)

  • ¿Cumple el BCE con expectativas? Creemos que sí. Se esperaban estímulos y eso es lo que Draghi ha dado al mercado. Incluso nos atreveríamos a decir que ha ido más allá de lo que esperábamos con la reactivación del QE.
  • ¿Qué estímulos nuevos ha ofrecido?

o   Es importante recalcar que no se trata de una medida, si no de un paquete integrado de medidas. Sin duda, algo contundente, sobretodo a estas alturas.

o   Bajada de tipo depo en -0,1% hasta el -0,5%.

o   Para compensar a los bancos con exceso de liquidez en el BCE, ha ofrecido un sistema depo tiering para que estos bancos tengan que pagar menos por sus depósitos en el BCE.

o   También ha mejorado las condiciones financieras de las nuevas TLTROs (prestamos de liquidez a los bancos), alargando los plazos de 2 a 3 años.

o   El forward guidance se mantiene totalmente acomodaticio: “tipos más bajos hasta al menos…”.

o   Vuelve el QE. La medida estrella. Vuelven las compras de bonos por parte del BCE (bonos de gobiernos y de empresas no financieras). Comprará €20bn por mes y sin fecha limite para el programa. “Compraremos bonos hasta donde haga falta”. ¿Les suena la frase, verdad?

o   El retorno del QE merece mención especial. Medida muy cuestionada, entra finalmente en las decisiones adoptadas. Aprobado por “amplio consenso” (no cuantificado), serán 20.000 millones/mes pero, y esto es clave, “no tiene un duración/vigencia límite”, sino que se extenderá el tiempo que sea necesario, solo interrumpiéndose antes del comienzo de subida de tipos clave, algo que vemos lejos hoy. Luz verde, de nuevo, para un instrumento catalizador para TIR más bajas (ya dijimos en una de nuestras Flash Notes que no hay nada que parezca poder pinchar la burbuja de deuda). Esto, probablemente resulte en una ampliación del Key Capital Rule, para poder acometer las compras del BCE. Recientemente se hablaba de pasar del 35% al 50% (% de la emisión viva de cada gobierno que podría estar en manos del BCE). La historia nos ha demostrado que en Europa, la regulación financiera y los estatutos del BCE pueden “adaptarse” a la voluntad política.

  • Consecuencia en el funcionamiento del mercado: Parece que nos encaminamos al modelo japonés, en donde el Banco de Japón tiene ya más del 50% de toda la deuda estatal; el resto lo tienen aseguradoras y bancos, habiendo tan solo un free float del 10%. Una manera eufemística de decir “se acabó el mercado”.
  • Argumentación del BCE para sus medidas:

o   Inflación: se han mostrado más bajistas con la inflación. Han rebajan todas las estimaciones de precios para 2019-2020-2021, y aunque reconocen que las expectativas no se están “desanclando” (descontrolándose a la baja), según Draghi se están “re-anclando” a niveles inferiores a los deseables (0,5% vs. 2% objetivo). Corresponderá a Lagarde decidir si cambia su objetivo de inflación.

o   Crecimiento: dice Draghi que “la probabilidad de recesión es pequeña pero ha aumentado”. ¿Solución a este problema? Según él, deberíamos acometer un Impulso fiscal. Insiste en una aproximación “humilde” a la hora de decir a los gobiernos lo que deben hacer, pero ahí deja el mensaje.

  • Se  le preguntó por el “helicopter money” (poner dinero en manos de la población, desde el gasto fiscal, que por supuesto deberá ser financiado desde la política monetaria): No dijo un No. Dijo que “es una medida fiscal, no monetaria” (entendemos, no obstante, que entra dentro su esquema mental -MMT).
  • ¿Mercados? Reacción & Visión: Los activos en euros han reaccionado en V (TIRs y divisa). Pero mucho de este movimiento se debe a un patrón bien definido en el pasado, en el que las TIRs y el Euro suben después de la entrega de medidas de estímulo. A largo plazo, esto debe mantener las TIRs deprimidas (o incluso empujarlas más abajo, a medida que el mercado se seque de liquidez), y el euro debiera depreciarse. Pero como dijo una vez Isaac Newton, “una cosa es saber como se comportarán todos los cuerpos del universo, y otra es adivinar como reaccionará toda esta locura humana”.
  • ¿Mercados internacionales? Las naciones europeas seguirán exportando TIRs negativas al resto del mundo, vía empresas extranjeras que preferirán emitir bonos en euros (a intere´s más bajo) provocando una escasez relativa de bonos denominados en otras divisas, lo que a su vez resultará en un encarecimiento de los mismos. Aquellos países que no disfruten de la posibilidad de financiarse hoy a niveles bajos (record), es sencillamente porque se han equivocado, y mucho.

Cordiales saludos

Álex Fusté, economista jefe de Andbank