Schroders
Schroders
Cómo afecta el retraso de la distribución de las vacunas al crecimiento de la eurozona

Cómo afecta el retraso de la distribución de las vacunas al crecimiento de la eurozona

1
Me gusta
1
Comentar
Guardar

El PIB real del conjunto de la eurozona cayó un 0,7% en el cuarto trimestre de 2020, en gran parte debido a la reintroducción de las restricciones. Muchos Estados miembros se vieron obligados a cerrar servicios no esenciales, incluido el comercio minorista, ya que el número de casos confirmados de Covid-19 volvió a aumentar.

La última estimación superó las previsiones de consenso que apuntaban a una contracción del 1%, pero deja el nivel de PIB un 5,1% por debajo de su máximo antes de la pandemia. Para el año 2020 en su conjunto, el crecimiento del PIB fue del -6,8%, el peor resultado anual desde que se iniciaron los registros de la unión monetaria.

España logra evitar la caída 

En los casos en que las restricciones fueron menores, como en España, la economía logró evitar una contracción, creciendo un 0,4%. Lo mismo ocurrió en Alemania (+0,1%), Bélgica (+0,2%) y Portugal (+0,4%), todos ellos con cierto crecimiento. Por el contrario, los países que se vieron obligados a cerrar puntos de venta sufrieron el impacto más negativo. Francia se contrajo un 1,3%, mientras que Italia vio caer su actividad un 2%. Austria fue el país con peores resultados, ya que el PIB se contrajo un 4,3%.

Al tratarse de estimaciones preliminares, aún no se dispone de las contribuciones al PIB, pero es probable que el consumo de los hogares haya sido el elemento clave de debilidad, como vimos a principios del año pasado. La reducción de la confianza, la incertidumbre sobre las perspectivas laborales y las escasas oportunidades de gasto habrán afectado al comercio minorista.
Sin embargo, como se preveía, las restricciones a finales de 2020 fueron menos severas que en primavera, lo que supuso un impacto menos negativo para la economía. A pesar de ello, muchas economías han ampliado e incluso endurecido las restricciones en el nuevo año, lo que significa que existe la posibilidad de otro trimestre negativo de crecimiento del PIB y, por tanto, de una doble recesión técnica.

¿Nuevas restricciones el próximo invierno? 

Si miramos hacia el futuro, la esperanza ha vuelto en forma de vacunas, pero sigue preocupando la lentitud de los avances en la vacunación de la población y la aparente reticencia y escepticismo hacia las vacunas. Ya existe el riesgo de que la mayor parte de Europa no haya vacunado a suficiente población a tiempo para las vacaciones de verano, lo que afectará negativamente a la industria turística de los Estados miembros del sur.

También existe el peligro creciente de que, si no se consigue la inmunidad de rebaño a tiempo, vuelvan las restricciones en el invierno de 2021/22. Esto no sólo supondría el riesgo de una nueva recesión, sino que también pondría en peligro la eficacia de los planes de estímulo fiscal de Europa y podría volver a cuestionar la sostenibilidad de las finanzas públicas de algunos países. 
 

0 ComentariosSé el primero en comentar
User