Los 8 errores más comunes al invertir en fondos

Los 8 errores más comunes al invertir en fondos

Errores al invertir

¿Estás pensando en invertir en fondos? Si quieres dar el paso porque ya tienes un pequeño colchón para comenzar a sacar rentabilidad a tu dinero, estupendo. Eso sí, deberás ser cauto y tener todos estos factores en cuenta para empezar a invertir.

Aun así, siempre es interesante saber cuáles son los principales errores que comenten los inversores novatos (y no tan novatos) a la hora de depositar su dinero en fondos. ¿Tú has cometido alguno?

1. Mirar al corto plazo

Cuando ponemos nuestro dinero en fondos es fundamental tener claro que lo estamos haciendo con la vista puesta en el largo plazo. Uno de los mayores errores que podemos cometer es pensar en ganar dinero rápido o en un plazo de tiempo corto (de 1 a 3 años).

Por eso, a la hora de invertir deberás hacerlo con las miras puestas en un plazo de unos 10 años: no olvides que el interés compuesto es tu mejor aliado, y la mejor forma de ver crecer tu dinero.

2. Poner todo el dinero en un mismo fondo

Otro error que hemos comentado en infinidad de ocasiones es “poner todos los huevos en la misma cesta”, es decir, todo el capital en un mismo fondo. Hacer esto supone un riesgo altísimo, ya que dependemos de un único producto financiero.

Lo mejor para no caer en esta trampa es diversificar nuestra cartera, distribuyendo nuestro capital en diferentes tipos de activos o productos que nos permitan protegernos frente a posibles caídas.

3. Meter el dinero en lo primero que te ofrecen

No importa si te lo han recomendado un día en el banco, o si te lo ha comentado un familiar o un amigo. Antes de invertir en fondos es fundamental informarse bien, entenderlo y contrastar todas sus características, así como ver diferentes tipos de productos hasta estar completamente seguros. ¡No te precipites!

Hace unos meses hablamos con Santiago Gil, Socio Director de Personal Family Office; y Margarita Illescas, asesora de Inversimply. No te pierdas los consejos que nos dieron para evitar errores de inversión.

4. Consultar fuentes poco fiables o hacer caso de modas

Muy relacionado con el punto anterior, otro error habitual es leer fuentes poco fiables, fiarnos de asesores financieros que no son tal o seguir recomendaciones de personas que no son expertas en la materia. A través de estos puntos de contacto podemos dejarnos guiar por modas en inversión o consejos para ganar “dinero rápido” que supondrán demasiado riesgo, incluso, la posibilidad de perderlo todo.

5. No tener demasiado en cuenta las comisiones

Las comisiones son uno de los puntos fundamentales a tener en cuenta a la hora de empezar a invertir. Cuando se trata de fondos de inversión, los diferentes costes se descuentan del valor liquidativo del propio fondo, por lo que en muchas ocasiones no se tienen en cuenta, aun minando de una manera muy importante la rentabilidad neta que recibimos.

No es lo mismo invertir 20.000 euros con una comisión del 3% que del 0,9%: en el primer caso pagarías 600 euros al año y en el segundo 160 euros.

6. Asumir un perfil de riesgo equivocado

Ajustar las inversiones a nuestro perfil de riesgo es fundamental si queremos dormir tranquilos (en todos los sentidos). Optar por un perfil de riesgo superior al nuestro seguramente nos haga pasarlo mal al ver la volatilidad de las inversiones, las diferentes subidas y bajadas, etc. Sin embargo, si tenemos un perfil de riesgo más alto y nos quedamos “por debajo” quizás estemos poco conformes con los rendimientos que sacamos a nuestras inversiones.

¿Tú sabes qué tipo de inversor eres? Con esta herramienta podrás averiguarlo en apenas un par de minutos de forma completamente gratuita.

Conoce tu perfil inversor

7. Invertir sin un plan

Es fundamental tener un plan de inversión. Y, para ello, tienes varias opciones a tu alcance. La primera sería contar con un asesor financiero que guíe tus pasos. Por otro lado, si tienes suficientes conocimientos financieros, puedes gestionar tú mismo tu cartera de fondos. O, si no, puedes optar por un roboadvisor o gestor automatizado.

En Finect tenemos un escaparate con los mejores roboadvisors del mercado para conseguir una cartera de fondos de una manera sencilla y segura.

8. Dejarse llevar por las emociones

Las emociones pueden minar nuestras inversiones si no sabemos manejarlas correctamente. ¿Qué queremos decir con esto? Por ejemplo, sacar el dinero de manera inmediata cuando el mercado cae, o el miedo irracional a perder que limita nuestra capacidad inversora.

Hay emociones como la envidia, la codicia o la euforia que nos influyen muchísimo en nuestras inversiones. No te dejes llevar por emociones a la hora de invertir si quieres ir sobre seguro y evitar las decisiones precipitadas.

En este artículo, Vicente Varó nos contaba sus 5 mayores errores en inversión y aquí puedes ver todo sobre invertir en Finect para que puedas comparar de la mejor manera posible y tomar la mejor decisión.

0 ComentariosSé el primero en comentar
User