La subida de los precios del alquiler empieza a hacer mella en los potenciales inquilinos. Según el último estudio de Fotocasa, la demanda de alquiler se ha reducido un 36% en 12 meses, especialmente en el segmento de los jóvenes y en las zonas donde los alquileres están más presionados.

Si en 2017 el 29% de los jóvenes de entre 18 y 24 años buscaba o alquilaba vivienda, en 2018 son la mitad. De hecho, más de la mitad de los españoles considera que en estos momentos compensa más pagar un hipoteca que un alquiler, sobre todo en la franja de los 25 a los 34 años, donde lo cree un 59%. Además, según el estudio, solo un 11% de los españoles están en contra de esta idea.

 

Es precisamente en las regiones donde más han escalado los precios donde más se acusa esta reducción. El porcentaje de población que participa en el mercado del alquiler cae del 21% al 15% en Madrid en solo un año, si nos centramos en los inquilinos, la cifra cae del 9% al 4% y en Cataluña del 9% al 4%.

"En Madrid y Barcelona estamos en niveles de máximos del boom inmobiliario, aunque hemos empezado a ver caídas interanuales en algunos distritos de ambas ciudades. 2018 ha arrancado con subidas, pero no son tan intensas como año pasado, creo que los alquileres pueden estar cerca de tocar techo; lo que vemos es que la gente sale del mercado, porque no puede con su situación económica y laboral asumir subidas tan altas del alquiler", explica Beatriz Toribio, de Fotocasa. 

¿Dónde está la demanda del alquiler?

Por contra, la subida de precios en el mercado de compra no ha hecho que se resienta la demanda. Ésta se mantiene respecto a los niveles del año anterior. Tres de cada 10 jóvenes de 18 a 24 años se plantean comprar de aquí a 5 años. Pero las cifras son similares a las de 2017... ¿A dónde se está trasvasando esa caída de la demanda por parte de los inquilinos?

Parte puede explicar que el mercado de compra se mantenga fuerte pese a la subida de precios, pero también, ese segmento más afectado por la caída de la demanda, los jóvenes, "buscan otras soluciones, como volverte a casa de tus padres o irse a vivir con su pareja en caso de que tenga vivienda en propiedad. No quiere decir que la gente no esté alquilando, hay demanda, pero no es tan intensa como hace un año", explica Beatriz Toribio, de Fotocasa. De hecho, en zonas como Madrid o Cataluña hay pisos que "si están en precio y bien ubicados hay usuarios que logran alquilarlos en cuestión de horas", afirma.

¿Por qué no compran quienes no lo han hecho? Las razones que esgrimen quienes no han participado en el mercado de la compra en el último año, son "fundamentalmente su situación económica y laboral (en un 41%), y la falta de ahorros". Estos problemas se hacen más evidentes en el segmento 25 a 34 años, donde la situación laboral o económica supone el 67%. Falta de recursos pero, en algunos casos, parece que también convicción: casi la mitad de los encuestados que no ha hecho ningún intento de comprar en el último año prevé que no va a comprar una vivienda ni a medio ni a largo plazo.

¿Burbuja inmobiliaria?

Si en 2017 eran 2 de cada 10 españoles los que pensaban que estábamos cerca de una burbuja, en este último estudio ya son casi 4 de cada 10. ¿Hay motivos para preocuparse? "Hoy por hoy estamos viendo subidas de precios muy significativas en compra venta en determinadas zonas de Madrid y Barcelona, pero también es cierto que los precios están un 20% por debajo de aquellos años y que hoy se firman en torno a 35.000 o 40.000 hipotecas al mes, frente a las 100.000 de los años del boom. Es un crecimiento de forma más pausada", explican desde Fotocasa.

¿Qué casa puedes comprarte?