La principal amenaza para un inversor es siempre el propio inversor, hay que tomar las decisiones pausadas, pensar y actuar en frio. Los grandes errores vienen cuando se toman decisiones en caliente dominadas por el miedo o la avaricia. El mercado, como la vida, es muy volátil y tiende a tener modas en cuanto a las noticias más impactantes...

Leer artículo completo

Alberto Blasco Cebolla

Gestión Inversiones Banca Privada

Ibercaja Banco