Amistosas, hostiles, grandes, pequeñas… De todos los colores y en casi todos los sectores. El mercado español asiste en esta primera mitad de 2018 a la mayor actividad de OPAs (Ofertas Públicas de Adquisición) en once años. Según los datos compilados por Finect a partir de los registros de BME, el volumen de operaciones de compra de empresas cotizadas españolas supera los 24.400 millones de euros hasta junio, 58 veces más que en 2017 y tanto como en los ocho años anteriores.

Algunas vienen de 2017, pero se han ejecutado en 2018. Es el caso de Abertis, la concesionaria de autopistas de La Caixa, cuya toma de control por parte de ACS y Atlantia por más de 18.000 millones finalizó el pasado mes de abril. Saeta Yield, participada por ACS, ha sido comprada por Brookfield, el fondo de socio de la concesionaria en Brasil. 

También comenzó el pasado año la adquisición de la socimi Axiare por parte de Colonial por algo más de 1.000 millones. Sin salir del sector inmobiliario, Hispania ha recibido una oferta de compra de 1.940 millones por parte de Blackstone, aunque todavía está por resolver.

Recién iniciadas hay otras dos. La papelera Europac (DS Smith) o la hotelera NH (Minor) han sido las últimas compañías en sumarse al carro de las ‘opadas’. Sus OPAs, todavía pendientes de recibir el aprobado de la CNMV, sumarán 1.667 y 2.400 millones, respectivamente.

Sin contar con el efecto distorsión de Abertis -cuya operación es una de las mayores en Europa de los últimos años-, el volumen de operaciones registrado en el primer semestre de 2018 en la bolsa española es el mayor desde 2009 y todavía quedan meses por delante. 

¿Cuáles son los motivos de esta activisad corporativa febril? La financiación barata -con los tipos de interés en la zona euro en el 0%- ha sido el principal motor de esta nueva ola de adquisiciones en bolsa, que no se veía desde 2007, el año previo a la crisis. Los expertos, no obstante, auguran más operaciones debido al desapalancamiento de las compañías, al proceso de consolidación de múltiples sectores y el respaldo de los mercados a los planes de crecimiento inorgánicos.

¿Qué fondos tienen una acción?: