JPMorgan Asset Management
JPMorgan Asset Management
Bond Bulletin Semanal: ¿Deberíamos preocuparnos por China?

Bond Bulletin Semanal: ¿Deberíamos preocuparnos por China?

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

La ralentización del momentum económico de China y la incertidumbre normativa están pesando sobre el sentimiento de los inversores, pero las favorables políticas fiscal y monetaria del gobierno deberían proporcionar un contexto fundamental sólido para el conjunto de los mercados emergentes.

Fundamentales

No se puede negar que los datos procedentes de China recientemente se han suavizado y sus implicaciones suelen ser importantes tanto para los mercados emergentes como para los mercados globales. En China, los índices de directores de compras correspondientes a los sectores de manufacturas y servicios cayeron en agosto; los de servicios en concreto se adentraron notablemente en territorio de contracción. Si bien esto parece preocupante a primera vista, no sorprende y puede explicarse por varios factores clave. En primer lugar, la propagación de la variante delta ha activado el freno de emergencia en la actividad económica china; las medidas de confinamiento han provocado una caída de la movilidad y se han cobrado un precio claro. En segundo lugar, las recientes inundaciones en lugares de fabricación clave han afectado a la inversión en inmovilizado e infraestructuras. Por último, el peso sobre el sentimiento de los inversores por la reciente regulación restrictiva de las empresas tecnológicas sigue generando incertidumbre, lo que podría estar obstaculizando el crecimiento. Teniendo en cuenta estos factores, creemos que el entorno de crecimiento más moderado en China, que probablemente se materialice en el tercer trimestre, debería resultar transitorio. Un extremo clave es que la variante delta está mostrando indicios de alcanzar su punto máximo de propagación, lo que debería permitir que se reanude la actividad económica. Además, las políticas monetaria y fiscal siguen siendo muy favorables; esperamos más recortes en la ratio de reservas obligatorias del Banco Popular de China y más expansión fiscal, dado que solo se ha materializado el 51% de la cuota anual de emisión de bonos especiales de gobiernos locales. También esperamos que los fondos se dirijan a apoyar el empleo y las infraestructuras, lo que debería ser un viento de cola para que prosiga el crecimiento. Este escenario base estable para China, así como las señales que indican que el plan de vacunación va por buen camino en muchos países, deberían proporcionar un sólido contexto fundamental para el conjunto de los mercados emergentes.

Valoraciones cuantitativas

Las valoraciones de la deuda pública china siguen pareciendo relativamente atractivas, atendiendo a lo que ofrecen otros mercados de deuda pública; la deuda a 10 años se negociaron entre un 2,8% y un 2,9% en agosto (unos 30 puntos básicos (pb) menos que a finales de junio). Otros bonos de mercados emergentes en divisa local parecen menos atractivos: los de baja rentabilidad como Tailandia (1,6%) y Polonia (1,9%) podrían ser vulnerables si los tipos de interés básicos de Estados Unidos suben desde un nivel bajo al entrar en el cuarto trimestre. En general, en lo que respecta a la deuda corporativa en hard currency, el escenario fundamental estable para los mercados emergentes supone un buen augurio para la deuda soberana denominada en USD, particularmente, en el ámbito del high yield, donde los diferenciales sobre los bonos del Tesoro se encuentran, en términos de índice, en 565 pb (nueve pb más frente a los mínimos de junio desde principios de año), a la luz de un sentimiento reciente más moderado. Dicho esto, el alcance para una compresión significativa de los diferenciales es bastante limitado a partir de ahora, lo que sugiere que en este momento nos encontramos en un mercado de carry. (Datos a 31 de agosto).

Determinado crédito en hard currency de mercados emergentes todavía ofrece valor, aunque el margen de compresión de los diferenciales es limitado.

Factores técnicos

Se han registrado salidas moderadas de fondos de mercados emergentes en las últimas semanas, casi 3.000 millones de USD en agosto. Es probable que esto refleje una menor demanda resultante de un sentimiento más débil en torno a la propagación de la variante delta. Los flujos de fondos netos desde principios de año siguen siendo negativos, lo que podría suponer que existe margen para que los inversores incorporen esta clase de activos a medida que las condiciones fundamentales continúen mejorando. De hecho, el posicionamiento parece haberse optimizado, según varias encuestas de posicionamiento en divisas de mercados emergentes, lo que sugiere que los inversores se han movido a una posición más neutral en las últimas semanas.

¿Qué significa esto para los inversores en renta fija?

Si bien el panorama fundamental puede no parecer tan sólido como a principios del verano, dadas las preocupaciones actuales en torno a la variante delta y la pérdida de momentum en la economía de China, el contexto para los mercados emergentes aún parece favorable en general. En un entorno previsto de tipos básicos bajos, pero moderadamente al alza, durante el próximo trimestre, parecen atractivos ciertos nichos de los mercados emergentes. La deuda pública china todavía ofrece un carry atractivo, mientras que el crédito soberano high yield en hard currency debería ofrecer carry y la posibilidad de cierta compresión de los diferenciales.

Este es un documento comercial y como tal las opiniones contenidas en el mismo no deben considerarse asesoramiento o recomendación de comprar o vender acciones. Queda a discreción del lector, basarse en información contenida en este material. Cualquier análisis contenido en este documento se ha realizado, y puede ser utilizado, por J.P. Morgan Asset Management para sus propios fines. Los resultados de estos análisis se utilizan como información adicional y no reflejan necesariamente las opiniones de J.P. Morgan Asset Management. Cualesquiera estimaciones, cifras, opiniones, estados de tendencias del mercado financiero o técnicas y estrategias de inversión que se mencionan, a menos que se indique otra cosa, son de J.P. Morgan Asset Management a fecha de este documento. Se consideran fiables en el momento en que se ha redactado el presente documento, pero pueden no ser necesariamente completas, y no se garantiza su exactitud. Pueden estar sujetas a cambios sin que se le comuniquen o notifiquen. J.P. Morgan Asset Management es el nombre comercial del negocio de gestión de activos de JPMorgan Chase & Co. y sus filiales en todo el mundo. Tenga en cuenta que si se pone en contacto con J.P. Morgan Asset Management por teléfono, la conversación puede ser grabada y monitorizada con fines de seguridad y formación. También debe tener en cuenta que la información y los datos de sus comunicaciones se recogerán, almacenarán y procesarán por J.P. Morgan Asset Management, de acuerdo con la Política de Privacidad de EMEA, que puede consultarse en el siguiente sitio web EMEA Privacy Policy.

Publicado por JPMorgan Asset Management (Europe) S.à r.l. Sucursal en España con domicilio en Paseo de la Castellana, 31 Edificio Pirámide, 28046 Madrid. Registrada en la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

0 ComentariosSé el primero en comentar
User