En esta nota valoramos las últimas publicaciones macro de China, centrando la atención en los PMI’s de manufacturas y servicios de junio. Las lecturas siguen siendo compatibles con un escenario de expansión de la actividad, aunque se observan algunos indicios de pérdida de “momentum”.

Ello sería consistente con nuestra visión a medio plazo para la economía asiática, la cual pasa por una desaceleración controlada. Todo ello puede tener alguna incidencia en el sector manufacturero de países desarrollados, especialmente de la UME y Alemania.