Que NETFLIX invierta más de USD 12.000 millones al año en nuevas producciones ya no es algo que vaya a ser ajeno para nuestra economía: recientemente la plataforma ha anunciado la apertura en Madrid de su primer centro de producción en Europa. Todo esto, sin duda, va a provocar que España se convierta en jugador relevante en una industria que crece a ritmos vertiginosos todos los años; solo una cifra más: ¡765 millones de personas de todo el mundo ven contenido en plataformas de streaming!

Y bien, ¿se puede participar de alguna manera en esta carrera? ¿hay alguna fórmula que permita a un inversor beneficiarse del impulso que ha tomado el sector audiovisual? La respuesta es sí. Gracias al sistema de incentivos que contiene nuestra legislación, un inversor puede participar en una producción audiovisual, beneficiarse de determinadas ventajas fiscales que se regulan en el artículo 36.1 de la Ley del Impuesto sobre Sociedades y a su vez del posible éxito comercial de, por ejemplo, un largometraje o una serie de contenido histórico, eso sí, siempre cumpliendo con los requisitos que exige nuestro legislador, entre ellos que más del 50% del gasto de producción se acometa en nuestro país.

El inversor se convierte en socio en una Agrupación de Interés Económico que le permite recuperar su inversión y obtener unos ingresos financieros mediante la imputación de las deducciones y bases imponibles negativas. Las rentabilidades son atractivas, se suelen alcanzar los dos dígitos. El plazo máximo de la inversión es aproximadamente 18 meses.

Existen sistemas similares - e incluso más competitivos - en otros países de la Unión Europea, con Francia e Italia a la cabeza. Se trata de invertir en cultura, en nuestros valores históricos, en los aspectos que definen a nuestra sociedad, que son de gran atractivo para esos millones de personas que devoran contenido a diario y tienen un creciente interés por lo español.

En este contexto, Dunas Capital cuenta con un equipo especializado con una amplia experiencia en el asesoramiento a inversores en producciones audiovisuales. Es una oportunidad para cualquier inversor institucional que quiera apoyar al sector audiovisual nacional y beneficiarse de su prometedor ritmo de crecimiento.

Gregorio Herrera, Socio Dunas Capital Real Assets