Cómo tributan los planes de pensiones de empleo

Cómo tributan los planes de pensiones de empleo

0
Me gusta
1
Comentar
Guardar

Cómo tributan los planes de pensiones de empleo

Los Planes de Pensiones de Empleo o PPE son la gran apuesta del Gobierno para planificar la jubilación. En un artículo anterior hablamos sobre qué es un plan de pensiones de empleo y cómo funciona. En esta ocasión toca entrar en su fiscalidad.

En otras palabras, cómo tributa un plan de pensiones de empleo, cuántos impuestos puedes ahorrar con las aportaciones al PPE y cuántos impuestos pagarás cuando llegue el momento de recuperar el dinero.

Fiscalidad de las aportaciones al plan de pensiones de empleo

Lo que diferencia a un plan de empleo de un plan individual es que las aportaciones pueden llegar del lado de la empresa y del trabajador. Por eso mismo se les conoce también como planes de pensiones de empresa.

Es decir, la empresa es la que invierte el dinero en el plan a nombre del trabajador. ¿Cómo tributan esas contribuciones de la pyme al PPE?

Para el trabajador, que es el partícipe y beneficiario del plan, esas aportaciones de la empresa se consideran un rendimiento en especie en el IRPF. Desde el punto de vista de fiscal es como el seguro de salud que la empresa paga al trabajado o como el coche de empresa. Los dos tributan en la declaración de la renta.

Lo que diferencia la fiscalidad del PPE es que en este caso no hay nada que valorar. Hacienda y el empleado tienen claro el valor de esas inversiones. Ese dinero será el que se sume a los rendimientos del trabajo del empleado.

Entonces, ¿hay que pagar impuestos por las aportaciones de la empresa al PPE? No, ya que, al destinarse a un plan de pensiones, ese dinero se reduce directamente de la base imponible igual que con un plan de pensiones individual. Así, no sumarás nada por ese dinero del PPE.

Límites a las aportaciones a un PPE

Como con un plan de pensiones individual, también existen límites a la inversión en un plan de pensiones de empleo. En concreto, en 2020 no se podrán invertir más de 8.000 euros al año.

De esa cantidad, sólo se podrán deducir la menor de las cantidades entre 8.000 euros o un 30% de los rendimientos netos de trabajo y de las actividades económicas (lo que has ganado a lo largo del año). El exceso de las aportaciones se podrá deducir en los 5 ejercicios siguientes.

Las cifras cambiarán en 2021 una vez se aprueben los Presupuestos Generales del Estado (PGE 2021). El proyecto presentado por el Gobierno incluye un aumento hasta 10.000 euros del límite deducible para los PPE. Es decir, una mejora de las ventajas fiscales de los planes de pensiones de empresa, por lo menos en el momento de las aportaciones.

¿Y para la empresa? Las aportaciones de la empresa al PPE del trabajador también tienen premio fiscal. Para la compañía, esas contribuciones son un gasto deducible en el Impuesto de Sociedades. Así es como se crea el incentivo para que la empresa ponga en marcha un PPE e invierta en ellos.

 

Cuándo puedes recuperar un plan de pensiones de empresa

¿Cuándo puedes rescatar un PPE? Los planes de pensiones de empleo están pensados para complementar la jubilación y no se pueden recuperar el cualquier momento. Su funcionamiento en este caso es como el de un plan de pensiones al uso.

Esto quiere decir que sólo podrás recuperar el PPE al jubilarte o en casos especiales como invalidez, paro de larga duración o pasados 10 años de la primera aportación a partir de 2025. Aquí te explicamos cómo rescatar el plan de pensiones antes de tiempo.

Cómo tributa el rescate del plan de pensiones de empleo

La fiscalidad del rescate de los planes de pensiones de empleo es la misma que la de un plan individual.

El dinero del plan tributa como rendimiento del trabajo escojas la modalidad de rescate que escojas. Esto es así para compensar la deducción de la que te beneficiaste en su día. Y es que, en realidad, con un plan de pensiones lo que haces es retrasar el pago de impuestos desde el momento de la inversión hasta el momento en el que te jubiles.

Si tu tipo marginal de IRPF es menor tras jubilarte, se supone que habrás obtenido una rentabilidad fiscal por la inversión.

Al recuperar el PPE puedes hacerlo de tres formas diferentes.

  • En forma de renta. Cobrarás un dinero de forma periódica hasta agotar el plan. Puedes hacerlo de forma mensual, semestral, anual…
  • En forma de capital. Cobrarás todo el dinero del PPE de golpe, en una sola paga.
  • En forma mixta. Supone cobrar una parte como capital y el resto como renta.

En todos los casos, el dinero del PPE se sumará a tus rentas del trabajo y tributará según los tipos generales de IRPF.

Además, si recuperas el dinero en forma de capital podrás aplicar una reducción del 40% al dinero aportado hasta el 31 de diciembre de 2006, incluidos todos los derechos consolidados de esas aportaciones (en el País Vasco no existe esa restricción temporal).

Esta reducción sólo se puede aplicar en el primer rescate en forma de capital y sólo durante los dos siguientes años a la jubilación.

Si tienes dudas sobre cómo rescatar el dinero de tu PPE, puedes consultar este artículo: Cómo rescatar tu plan de pensiones para pagar menos impuestos.

0 ComentariosSé el primero en comentar
User