Finect
Finect
Los gestores temen una subida de tipos acelerada en 2022

Los gestores temen una subida de tipos acelerada en 2022

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar
Compartir

Bank of America ha presentado los resultados de su última encuesta global de gestores de fondos, correspondiente a diciembre de 2021. Un total de 330 gestores —que controlan un patrimonio de 968.000 millones de dólares— han participado en este sondeo. Hay una novedad destacada frente al sentimiento de los gestores en las últimas encuestas: una subida de tipos de interés acelerada por parte de los bancos centrales se ha convertido en el mayor riesgo para las Bolsas en 2022. 

Te contamos las principales conclusiones de la encuesta:

¿Cuáles son las perspectivas macro de los gestores? 

A pesar de estos temores, los gestores se han mantenido optimistas en relación con la evolución de la economía global. Las expectativas de crecimiento mundial se han mantenido en el 4% en la encuesta de diciembre, en el mismo nivel que el mes pasado, frente a la caída del 6% de octubre. Solo 6 de cada 100 inversores creen que habrá una recesión en los próximos 12 meses.

¿Hacia qué activos dirigen sus miradas los gestores?

A pesar del optimismo, los inversores han aumentado la liquidez en cartera. Los niveles de efectivo han pasado del 4,4% en noviembre al 5,1% en diciembre, una subida del 36%. Se trata de la mayor sobreponderación de este tipo de activo desde mayo de 2020. La explicación para este incremento de la liquidez reside en la creencia de que los bancos centrales subirán los tipos. 

Los gestores han mantenido su apuesta por el riesgo con sobreponderación de la renta variable, en concreto de Estados Unidos y la Unión Europea. Por sectores, han apostado por la salud, la tecnología y la banca. En cambio, han evitado los bonos, los servicios públicos (utilities), los productos de consumo básico y los mercados emergentes.

¿Cuáles son los mayores riesgos que ven en los mercados? 

Las subidas de tipos de interés por parte de los bancos centrales se han convertido en el mayor riesgo para los mercados financieros, según los gestores. Si un 22% de los gestores señalaron a la subida de tipos como la principal preocupación, esta vez lo ha hecho el 42% de los administradores de fondos.

La mayoría de los encuestados ha pronosticado un giro en la política monetaria. La mitad de los gestores (el 49%) han apuntado a que la Reserva Federal de Estados Unidos llevará a cabo dos subidas de tipos de interés durante el próximo año, muy por encima del 39% que lo creía en noviembre. 

Antes de que se produzca la subida de tipos, llegará el final de la retirada progresiva de los estímulos económicos por parte de la Fed, conocido como tapering. Los gestores encuestados han señalado al mes de marzo de 2022 como el momento en el que terminarán las compras de deuda.

La preocupaciones sobre la política monetaria han eclipsado a otros riesgos sobre los mercados financieros, como es el caso de la inflación, el impacto de nuevas variantes del covid, como ómicron, la desaceleración de la economía en China o los temas geopolíticos. El 22% de los gestores ha señalado a la inflación como el principal problema. 

El incremento de casos de coronavirus, tras la aparición de la variante ómicron, se ha notado en la encuesta. El coronavirus ha vuelto a colocarse como el tercer mayor peligro para los mercados financieros, al ser señalado por el 15% de los encuestados. 

A pesar de esa preocupación por la inflación, la mayoría de los encuestados ha considerado que el repunte será transitorio. En concreto, esta tesis ha sido avalada por un 55% de los encuestados, frente al 61% que lo hicieron en noviembre. Solo un 36% ha asegurado que la subida de los precios será permanente, en línea con el 35% de la anterior encuesta.

¿Cómo creen los gestores que hay que reajustar las carteras?

Ante esta situación, los gestores han llevado a cabo reajustes en sus carteras. Como se ha comentado, han aumentado su exposición a la liquidez hasta el 36%. Este aumento del efectivo se ha producido a costa de las inversiones en Bolsa. En consecuencia, el peso de la renta variable en carteras ha caído a su nivel más bajo desde noviembre de 2020.

Los administradores de fondos se han vuelto más defensivos. En concreto, han reducido su exposición a valores tecnológicos, mientras que han aumentado el peso de sectores como la salud. 

0 ComentariosSé el primero en comentar
User